And the winner is…

Ya estamos en la linea de llegada. En pocas horas se conocerá quién regirá los destinos del país más poderoso de la Tierra y de hecho, los destinos del mundo mundial, como diría Manolito Gafotas. Según todos los pronósticos el nuevo presidente de los EEUU será Obama, que además se convertirá en el primer afroamericano, negro para que nos entendamos, que alcance tal puesto. Quizá después de esto empecemos a dejar de extrañarnos por la raza y color de piel de la persona que ocupe un cargo o destaque en aquel puesto tan raro “para su color“,  o de aquella mujer que es taxista, conductora de autobús, Coronela, Capitana o bombera.

Y sí, yo quiero que gane Obama, porque me parece más de esta época. McCain tiene toda la pinta del típico sureño miembro del KKK, con sus esclavos y amante de las armas; vamos que seguro que es miembro de ese famoso Club del Rifle, del mismo que era Charlon Heston, o sea, de su época. Está pasado de rosca. No trae nada nuevo.

Obama es aíre fresco. Y eso es lo que necesita este mundo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies